Este artículo representa el criterio de quien lo firma. Los artículos de opinión publicados no reflejan necesariamente la posición editorial de este medio. Delfino.CR es un medio independiente, abierto a la opinión de sus lectores. Si desea publicar en Teclado Abierto, consulte nuestra guía para averiguar cómo hacerlo.

El Observatorio Ciudadano de Transparencia Fiscal es un grupo de trabajo voluntario creado en febrero de 2019 como parte del Movimiento de Ciudadanía que construye Territorios Seguros, está adscrito a la Vicerrectoría de Acción Social de la Universidad de Costa Rica y cuenta con el apoyo de las Escuelas de Sociología, Administración Pública y Ciencias Políticas de esa universidad.

Nace ante la necesidad de procesar la información liberada gracias a un recurso de amparo que miembros de Territorios Seguros interpusieron para que el Ministerio de Hacienda proporcionara la lista de grandes contribuyentes que reportaron pérdidas o cero utilidades en el período que va del 2008 al 2017. La histórica resolución de la Sala Constitucional N° 2018-018694, con todo el revuelo que desde entonces ha causado y sigue causando en la opinión pública, marca un hito en nuestra vida democrática y es un claro triunfo para transparentar la función pública ante los ojos de la ciudadanía.

Pues bien, el quehacer del Observatorio desde entonces se ha centrado en la necesidad de mejorar la gestión tributaria del Ministerio de Hacienda y sus planes anti-evasión, pero a raíz de la emergencia nacional que el país está viviendo, ahora también el Observatorio está incidiendo para que existan mecanismos efectivos para transparentar y monitorear los multimillonarios recursos públicos destinados a la atención de la pandemia.

Queremos informar a la ciudadanía de lo que el Observatorio ha hecho hasta la fecha y los próximos pasos que dará, ya que si bien reconocemos todo el enorme esfuerzo que realizan las autoridades públicas para atender la emergencia nacional, también el ojo ciudadano debe estar muy presente para garantizar el mejor y más eficiente uso de los fondos públicos.

En ese sentido, son tres las líneas de acción en las que estamos trabajando:

Como primera línea de acción se ha solicitado al Gobierno de la República –como también lo ha pedido Costa Rica Íntegra (capítulo local de Transparencia Internacional)— crear un repositorio único de información, en formato de datos abiertos, de todo lo relacionado con la emergencia nacional (recursos públicos asignados, contrataciones, etc.), para así permitir que cualquier interesado pueda ejercer su derecho ciudadano al control (oficio OCTF-004-2020 de 30/3/2020 dirigido al Mideplan y al Ministerio de Hacienda y oficio OCTF-006-2020 del 3/4/2020 dirigido a la Coordinadora General de Gobierno Abierto con copia al presidente de la República). Esta y otras inquietudes también las hicimos llegar a la Asamblea Legislativa por medio del Oficio OCTF-008-2020 del 3/4/2020.

En una segunda línea de acción se está trabajando con profesionales en evaluación en un monitoreo ciudadano del programa anunciado por el Gobierno para crear un  subsidio temporal de hasta ₡200.000 para quienes han sido afectados en sus fuentes de ingreso por la emergencia nacional, ya que nos preocupa los mecanismos para identificar y los criterios para priorizar la selección de los 350.000 hogares que estiman cubrir, en momentos en que probablemente la cantidad de hogares afectados es muchísimo mayor a ese número y por ende, a los recursos presupuestarios asignados deben dárseles el mejor uso posible para que ese dinero llegue a los más necesitados, por lo que deben establecerse mecanismos de transparencia, acceso a la información y controles apropiados, todo con el fin de evitar al máximo que el dinero público llegue donde no debe, y si se detecta que eso puede estar ocurriendo, existan los mecanismos de alerta oportuna para poder corregir rápidamente esos destinos.

La labor de monitoreo requiere de insumos, parámetros y aclaraciones sobre su modus operandi que permitan que sea posible hacer ese ejercicio de control social, motivo por el cual el pasado viernes 3/4/2020 se gestionaron oficios ante el Ministerio de Trabajo  (OCTF-005-2020 y OCTF-007-2020) así como también ante el IMAS (Solicitud de información).

El monitoreo ciudadano se ha estructurado en seis fases:

  1. Conceptualización (ya cumplida).
  2. Mapeo de activos (en construcción).
  3. Diseño de la intervención (en construcción).
  4. Implementación.
  5. Productos del monitoreo
  6. Evaluación del proceso.

Asimismo, desde el Observatorio vamos a proponer a las autoridades competentes que los subsidios financieros temporales no se regalen; estos deben ser una ayuda que comprometa a los trabajadores afectados a apoyar, desde sus competencias, habilidades y posibilidades, los esfuerzos que se están realizando para paliar los efectos de esta crisis y hacerla lo más provechosa posible para todo el país. Estamos hablando de múltiples formas en que esos trabajadores beneficiados pueden aprovechar su tiempo ocioso como condición para que cada mes vuelvan a recibir el subsidio. Para desarrollar la idea de estos subsidios condicionados, idea cuya autoría es de la socióloga Carmen Camacho y quien amablemente está colaborando con nosotros, estamos programando algunas sesiones de trabajo con ella y otros miembros del Observatorio a inicios de esta semana santa.

La tercera línea de trabajo tiene que ver con generar aportes concretos para la nueva Costa Rica que emergerá después de la emergencia, que esperamos sea con justicia fiscal y social, con una renovada actitud ciudadana, una acrecentada cultura de trabajo, apoyo a los emprendimientos, innovación, tecnología y creatividad, pero sobre todo reforzar que nuestro país esté marcado por la solidaridad, equidad y sea un generador de oportunidades para todos. En esta tercera línea de trabajo sin duda sumaremos fuerzas con muchísimos otros actores y grupos que ya trabajan y sueñan con esta renovada Costa Rica.

Invitamos a la ciudadanía a que lea las gestiones que se han realizado y para las cuales les presentamos aquí el hipervínculo para que accedan a ellas.

Estamos a la espera de las respuestas de las diferentes instituciones, que esperamos se den a la brevedad. Igualmente, todas estas serán hechas públicas, ya que sabemos que muchas personas tienen las mismas inquietudes que nosotros como Observatorio tenemos.

También les invitamos a seguirnos por Facebook o nos pueden escribir al siguiente correo: observatorio.ciudadanotf@gmail.com