1.

La Defensoría y la Caja tuvieron un jueves de pocas pulgas

La Defensoría de los Habitantes anunció el día de ayer que como resultado de una investigación iniciada en el 2015 confirmó que en la década de los 80 la CCCS utilizó una válvula cardíaca marca Björk-Shiley que fue prohibida en 1990.

— Trascendió además que la empresa productora de las válvula llegó a un arreglo con las personas que recibieron el implante en Estados Unidos y acordó con el gobierno de ese país la creación de un fideicomiso con el fin de indemnizar a quienes hubieran presentado complicaciones tras recibir el implante (no solo en EE. UU., en todo el mundo).

— La Defensoría aseguró que la CCSS no dio el seguimiento adecuado a estos pacientes pues no se encontraron registros de que hubieran sido informados de la potencial falla en el implante.

— Por su parte la CCSS respondió ayer mismo a las acusaciones señalando que en el año 2015 había realizado una investigación de los casos y que los pacientes que habían...