Por Daniel Valle y Jose Solís - Estudiantes del Green Club

Con el paso del tiempo, los inventos tecnológicos han ido sufriendo de evoluciones constantes para adaptarse a los tiempos modernos, prueba de ellos son los medios de transporte, principalmente los vehículos de uso personal o familiar. Hasta hace pocos años la idea de un vehículo 100% eléctrico era visto como algo imposible o que conllevaría mucho tiempo para hacerse realidad. Sin embargo, con el paso de los años, el surgimiento de nuevas tecnologías y el cambio climático, los principales fabricantes están apuntando fuertemente por el desarrollo de vehículos amigables con el ambiente, ya que los mercados automotores están tomando este rumbo. Pero ¿son los vehículos eléctricos realmente ecológicos?

Existe un problema con este tipo de vehículos que estamos pasando por alto y es su fabricación. “La contaminación de un coche eléctrico comienza en la propia fabricación del vehículo.”(Delgado, 2019, párr. 3), pues, al igual que los de combustión, este utiliza frenos y neumáticos, los cuales deben salir de una fábrica que, en su procesos de elaboración, emite enormes cantidades de emisiones. Además, “los coches eléctricos contaminan, ya que no se libran de utilizar frenos o neumáticos.” (párr. 5).
Uno de los objetos que más ha llamado la atención de los costarricenses son los vehículos de tipo híbrido o de tipo eléctrico, tal y como se refleja en la siguiente cita de Walter Herrera para el diario La República: “Se importaron 552 modelos, un 63% nuevos y un 37% de usados. En total, por las calles ya hay más de mil unidades de eléctricos” (Herrera, 2020). Al observar estas cifras tan elevadas en tan poco tiempo, surge una incógnita: ¿se convertirá Costa Rica en un basurero “tecnológico” debido a las grandes cantidades de vehículos eléctricos?

Como bien sabemos los artefactos electrónicos tienen una vida útil predefinida. Esto debería llevarnos a pensar en qué vamos a hacer cuando los vehículos eléctricos ya no funcionen o debamos realizar un cambio de alguno de sus componentes, principalmente sus baterías. “Por norma general, el tiempo medio de vida de una batería de coche eléctrico está alrededor de los 3.000 ciclos de carga completos, o aproximadamente los 8 años de vida útil si se recarga diariamente.” (Ciclicars.com, 2020, párr. 7). Como podemos apreciar cada 8 años los dueños de vehículos eléctricos deberán cambiar este componente de su automotores, pero ¿qué pasará con todas las baterías que sean reemplazadas?

En esta parte del juego, el gobierno tendrá un papel muy importante, ya que creemos que deberán crear regulaciones o legislaciones que obliguen a los fabricantes a dar un trato correcto a este tipo de desechos. De los contrario, el país estaría convirtiéndose en un deshuesadero de vehículos eléctricos, lo cual desencadenaría una nueva problemática ambiental que pondría en riesgo la integridad ambiental que el país ha luchado por conseguir y mantener con el pasar de los años.

 

MOXIE es el Canal de ULACIT (www.ulacit.ac.cr), producido por y para los estudiantes universitarios, en alianza con el medio periodístico independiente Delfino.cr, con el propósito de brindarles un espacio para generar y difundir sus ideas.  Se llama Moxie - que en inglés urbano significa tener la capacidad de enfrentar las dificultades con inteligencia, audacia y valentía - en honor a nuestros alumnos, cuyo “moxie” los caracteriza.

Referencias bibliográficas:
• Ciclicars. com. (27 de abril de 2020). Cuál es la duración de la batería de un coche eléctrico. Recuperado de https://www.clicars.com/blog/actualidad/duracion-bateria-coches-electricos
• Delgado, V. (27 de agosto de 2019). La contaminación del coche eléctrico de la que no conviene hablar. Top Gear. Recuperado de https://www.topgear.es/noticias/coche-electrico/contaminacion-coche-electrico-no-conviene-hablar-478165
• Herrera, W. (2020). Costa Rica duplicó la cantidad de autos eléctricos en 2019. La República. Recuperado de https://www.larepublica.net/noticia/costa-rica-duplico-la-cantidad-de-autos-electricos-en-2019