1.

Angustia latente

— Desde hace ya dos semanas los reportes diarios de Salud han dado cuenta de una segunda ola que avanza con firmeza. Aquella sensación de “vamos bien” se fue diluyendo poco a poco. Ayer, el golpe fue más fuerte: tres malas nuevas una tras otra.

— En horas de la mañana se confirmó el duodécimo fallecimiento de una persona contagiada de COVID-19 en Costa Rica. Una mujer de 64 años, costarricense, que padecía de hipertensión arterial, diabetes y enfermedad hepática, todos factores de riesgo. Llevaba 70 días internada en la Unidad de Cuidados Intensivos del México y a pesar de que superó el virus —desde el 13 de mayo— no logró sobreponerse a las consecuencias de la enfermedad.

— Con ese dolor a cuestas recibimos otras dos malas noticias en la conferencia de prensa diaria. Se reportaron 86 nuevos casos de COVID-19 en el país, un nuevo récord diario, de paso muy superior al de 55 registrado el pasado 7 de junio. El dato disparó los casos activos a 727, por lo que luego d...