Stefan Krause M.- Ex decano de Ciencias Empresariales

Existen tres temas fundamentales de la economía costarricense que deberían abordarse en aras de una mejor calidad de vida de los habitantes:

I. Reducir la pobreza: Aproximadamente un 20% de las familias costarricenses tienen ingresos por debajo de la línea de la pobreza. Si bien es cierto que en las últimas décadas se han realizado esfuerzos para reducir esta tasa, dicho porcentaje no ha cambiado notablemente en las últimas dos décadas. La forma más directa y efectiva de reducir la pobreza es a través de la educación. Esta promueve la movilidad social y laboral: un habitante con educación secundaria cuenta con un riesgo inferior al 10% de encontrarse en situación de desempleo, mientras que para una persona que completa estudios universitarios dicha tasa se reduce a menos del 5%. La clave es entonces incrementar el uso de fondos públicos destinados a la educación primaria, secundaria y terciaria, así como proveer mejor capacitación para los docentes en cada uno de estos niveles.

II. Mejorar la sostenibilidad de ciudades y comunidades: Costa Rica cuenta con limitadas capacidades de infraestructura vial, lo cual resulta en problemas de congestionamiento, contaminación por automóviles y otras complicaciones asociadas con mantenimiento de las vías. Existen varias formas de afrontar dichas dificultades. Una primera opción es la de mejorar e invertir en el sistema de transporte público, a través de medios de transporte colectivo limpios, como el tren (y potencialmente el metro) y exigir a las empresas privadas de autobuses, mediante incentivos y políticas, emplear una flotilla más amigable con el ambiente. Otra opción es incentivar al desarrollo de proyectos urbanos y residenciales más cercanos a los centros de trabajo, y que en dichos desarrollos se cuente con parques y amenidades. De esta forma, se puede atraer a más habitantes para que residan cerca de sus lugares de trabajo. Finalmente, es necesario motivar un mayor uso de transportes como la bicicleta, el patín y otros medios de transporte no contaminantes y que usan un espacio reducido en las vías, mediante incentivos a su uso e inversión de infraestructura como ciclovías, aceras y pasos peatonales.

III. Fomentar las acciones de mejoramiento climático: En este tema, Costa Rica se encuentra a la vanguardia entre las economías del mundo, pero aún queda mucho por hacer. Para trabajar en ello, son necesarios cambios legislativos que motiven la implementación de fuentes de energía alternativas que logren tener acceso a los consumidores de la misma forma en que lo hacen los grandes proveedores energéticos. Asimismo, mediante inversión pública, alianzas público-privadas o iniciativas empresariales, se debe mejorar el acceso a fuentes de energía limpias. Otra consideración ambiental se refiere al manejo de desechos sólidos. Una propuesta es implementar precios diferentes para el tipo de basura, cobrando más por la recolección de residuos que son más contaminantes, mientras se continúa con las campañas de reducción de generación de desechos que se han realizado durante los últimos años.

 

MOXIE es el Canal de ULACIT (www.ulacit.ac.cr), producido por y para los estudiantes universitarios, en alianza con el medio periodístico independiente Delfino.cr, con el propósito de brindarles un espacio para generar y difundir sus ideas.  Se llama Moxie - que en inglés urbano significa tener la capacidad de enfrentar las dificultades con inteligencia, audacia y valentía - en honor a nuestros alumnos, cuyo “moxie” los caracteriza.