1.

Estamos en buenas manos (editorial)

— No fue exactamente esa la frase pero eso quiso dar a entender la Dra. María Luisa Ávila ayer, cuando terminó nuestra conversación en Café Para Tres.

— Les recomiendo escucharla, no solo por ese mensaje de cierre que francamente todos necesitamos ahora mismo, sino por esa facilidad que tiene la doctora para contestar una tras otra la infinidad de preguntas que nos venimos haciendo día con día.

— En realidad nos quedamos cortos, quisiera uno tenerla media hora todas las noches para seguir esparciendo y repartiendo su conocimiento a granel. Pero ahí vamos.

— Una constante de mis intercambios con personas que como ella dominan la materia es “seguimos aprendiendo”. Es importante recordar eso: tratándose de una enfermedad tan reciente el panorama cambia semana con semana.

— La esperanza colectiva (de la humanidad como un todo) es que cambie pronto, para bien. En medio del miedo y la incertidumbre, sigue prendida esa velita de esperanza de que algo va...