Por Steven Artavia Varela – Estudiante de la Escuela de Estudios Generales

El mundo está en momentos de cambio e incertidumbre como consecuencia de la pandemia del COVID-19, donde las economías se están viendo afectadas en gran manera. Tanto los gobiernos como el sector privado están en la búsqueda de nuevos modelos de negocios que reactiven la economía durante y luego de la pandemia. Por ejemplo, el gobierno costarricense está discutiendo la posibilidad de reactivar el sector agrícola por medio del cáñamo como materia prima para el sector industrial; sin embargo, según indica Muñoz (2020), esto solo reactivaría la economía a largo plazo. Ahora bien, este modelo solo se enfoca en un sector, lo que genera la pregunta: ¿qué tipo de modelos de negocios son viables para generar empleo y mover la economía? En vez de dar un enfoque sobre qué tipo de modelos utilizar, se elaborará sobre los fundamentos sobre los que los negocios deben regirse, sin importar la industria.

Según Prim (2019), un modelo de negocio se define como “la manera en que la empresa, crea, capta y ofrece valor a sus clientes”. Esto es lo más básico que toda empresa debería tener claro, sin embargo, ¿qué se puede hacer para diferenciarse y captar más clientes? Un modelo de negocio debe tener al cliente y su satisfacción como objetivo primario y, a partir de ahí, ofrecer una propuesta que agregue valor. En medio de la pandemia han surgido cambios bastante drásticos en la manera de consumir y adquirir productos, por eso es de suma relevancia realizar un análisis del comportamiento del consumidor.

Como se mencionó previamente, el cliente siempre debe ser lo primero; por ello, entender sus necesidades es lo más importante. De acuerdo con eso, se puede adoptar un modelo de negocio que cumpla con sus expectativas. Tomando en cuenta la crisis actual, en donde los comercios han tenido que trasladar sus operaciones a la modalidad virtual, también conocida como Ecommerce, se pueden identificar varios factores cruciales como, por ejemplo, el cambio en el servicio al cliente, en donde se desea lograr una experiencia igual de placentera para el cliente, solo que esta vez detrás de una pantalla.

A raíz de todo este análisis, se puede pensar en un modelo de negocios B2B online, en el que una empresa asesore a otros comercios y los ayude a trasladar sus operaciones al universo virtual, encargándose de la logística que acompaña este proceso, que, de ser ejecutado correctamente, puede ser muy provechoso. Esto puede ser implementado incluso por el gobierno, por medio de un proyecto que capacite a las MIPYMES del país para que, de esta forma, puedan adaptarse y continuar generando ingresos para ellos y sus empleados.

Finalmente, como mencionó Alberto Knapp, CEO de The Cocktail: "El éxito de una empresa consiste en tener la capacidad de redefinir constantemente las reglas del juego". En estos tiempos se puso a prueba la capacidad de los negocios para reinventarse e innovar con el fin de mantenerse a flote y se tiene la expectativa de que, a mano de los nuevos modelos de negocio, se reactive la economía y que las personas se puedan adaptar a la nueva realidad en la que vivimos.

 

MOXIE es el Canal de ULACIT (www.ulacit.ac.cr), producido por y para los estudiantes universitarios, en alianza con el medio periodístico independiente Delfino.cr, con el propósito de brindarles un espacio para generar y difundir sus ideas.  Se llama Moxie - que en inglés urbano significa tener la capacidad de enfrentar las dificultades con inteligencia, audacia y valentía - en honor a nuestros alumnos, cuyo “moxie” los caracteriza.

Referencias bibliográficas:
• Muñoz, D. (20 de mayo de 2020). Siembra de cáñamo y marihuana sería negocio lucrativo, pero no a corto plazo. Semanario Universidad. Recuperado de https://semanariouniversidad.com/pais/siembra-de-canamo-y-marihuana-seria-negocio-lucrativo-pero-no-a-corto-plazo/
• Prim, A. (15 de enero de 2019). 7 Ejemplos de modelos de negocio innovadores que te pueden ayudar.