Tome una taza de café y dedique con nosotros 5 minutos a entender qué rayos sucede en el mundo y cómo le afecta.

  1. La injusticia es violenta: caos en EE.UU, la sexta jornada de protestas por la opresión racial y brutalidad policial no da tregua.

Soy Trilce Villalobos. Este es el Reporte Internacional de ayer lunes 01 de junio. Ojalá tengan un buen inicio de mes. Ojalá. 

1.

Las históricas protestas en EE.UU y lo que nos dicen del momento global

Los hechos. Ayer (01/06/20) en una llamada privada con gobernadores estadounidenses, el presidente Donald Trump hizo aseveraciones con tintes totalitarios al sugerir que los cuerpos policiales estadounidenses deben hacer a los manifestantes lo que China hizo a los estudiantes en la Plaza Tiananmen. Cuando los estudiantes llegaron a la Plaza Tiananmen, el gobierno chino casi lo arruinó, (...) Nuestro país ahora se percibe como débil". Durante el fin de semana, hubo toque de queda en más de 30 ciudades.

El contexto local. Desde el martes pasado (26/05/20) miles de personas han salido a las calles a protestar por la muerte de George Floyd, un hombre negro de 46 años, en custodia de cuatro oficiales blancos en Minneapolis, Minnesota. Una autopsia independiente solicitada por la familia de Floyd dice que la causa de su muerte no fue “un incidente médico” como reportaron los oficiales, sino que fue “asfixia debido a la compresión del cuello y la espalda (propiciada por el oficial Derek Chauvin) que condujo a una falta de flujo sanguíneo al cerebro”. 

La escalada. La frustración de la ciudadanía se ha esparcido como pólvora en más de 135 ciudades, escenario reciente de una lucha histórica contra el racismo sistémico en Estados Unidos. Durante el fin de semana la violencia en las manifestaciones escaló al punto que en Minnesota hubo un  despliegue de la Guardia Nacional, claro sinónimo de la peligrosa línea de Trump: “tienen que arrestar a la gente”. La hostilidad no es solo en contra de manifestantes, sino de la prensa que cubre las cientos de protestas. Ya para ayer miles de personas también se unieron al movimiento #BlackLivesMatter en varias ciudades del mundo.

La otra amenaza. Sé que no tengo que explicarlo, pero… el brote de COVID-19 es un peligro patente. Es esperable que la cantidad de casos positivos aumenten dramáticamente en los próximos días. “Sugerimos encarecidamente a cualquiera que participe en las protestas que use una máscara”, dijo Bill de Blasio, el alcalde de Nueva York. 

El contexto internacional. Desde finales del año pasado quedó claro que la espina del descontento ciudadano estaba clavada en el mundo. La desigualdad y la injusticia con la que gobierna la élite política copó la paciencia de la gente. Entonces, en el Líbano, Rusia, Irak, Hong Kong, República Checa… Chile, Bolivia, Ecuador, Haití… hubo una demostración de hasta dónde pueden llegar quienes no temen perder nada porque nada tienen: sin justicia no hay orden que prevalezca. 

El momento global. Cientos de personas murieron durante las jornadas de protestas del 2019. Y, justo cuando las fiestas de final de año parecían apaciguar el descontento generalizado una crisis silenciosa se apoderó del mundo: la pandemia. 

— El virus desnudó la inequidad imperante en el mundo: las mujeres y los niños, las personas con discapacidad, las personas marginadas y desplazadas pagan el precio más elevado. Además, tanto en Reino Unido como en Estados Unidos la tasa de mortalidad entre personas negras y asiáticas es mucho mayor que la de personas blancas, ¿por qué? Va en dos vías: los trabajadores de salud que pertenecen a estas minorías se sienten más presionados que las personas blancas a trabajar con pacientes de alto riesgo, y la gente perteneciente a alguna minoría étnica tiene menos oportunidades sociales y sus factores de riesgo aumentan pues la exposición al virus aumenta, por ejemplo no pueden hacer cuarentena porque deben salir a trabajar. 

La interpretación. “El gran confinamiento”, como lo llama el Fondo Monetario Internacional, destruyó en cuatro semanas más de 40 millones de empleos en Estados Unidos. La Reserva Federal estadounidense (el banco central) dio a conocer que, a marzo de este año, al menos un 40% de las personas que vivían con un ingreso anual de 40 mil dólares estadounidenses perdió el trabajo, es decir, un 40% de la gente con bajos ingresos está desempleada y desesperada—. Todo esto al tiempo que la institucionalidad del país más poderoso del mundo ha sido estratégicamente servil con Trump, quien poco a poco reconfigura la geopolítica mundial trayendo al escenario a Rusia y China.  

— El letargo ciudadano natural en Estados Unidos solo pudo quebrantarse frente al elefante blanco de la habitación: el racismo sistémico y la brutalidad policial. La muerte de George Floyd a plena luz del día y a vista y paciencia de la gente habla de la impunidad de la que gozan oficiales que matan a ciudadanos. ¿Por qué no tienen miedo de acabar con la vida de una persona? Porque los juicios contra la brutalidad policial son realmente raros. Las protestas de la última semana en Estados Unidos son la rebelión civil más prominente desde el asesinato de Martin Luther King Jr. en 1968. 

Por venir. Nada apunta a que la ebullición social desescale, al menos durante esta semana. Trump amenazó ayer (01/06/20) con sacar a los militares a patrullar por las calles del país si las protestas no se detienen… Y bueno… Eso solo quiere decir que la cosa se pondrá fea. La situación se ha convertido en una especie de guerra entre las personas oprimidas y la extrema derecha, que ya salió a la calle con bates y armas. En el escenario más dantesco la teoría de conspiración sobre una segunda guerra civil en EE UU no suena tan descabellada como en 2019.

El momento histórico. La pandemia cambió el curso del mundo para siempre. 12 analistas prominentes en el mundo temen lo peor del momento: el nacionalismo exacerbado será el hijo indeseado de la crisis. También, viviremos en un mundo menos próspero, más oprimido y menos abierto. El reacomodo geopolítico ya es evidente, ciertamente China ocupará un lugar más prominente, lo que significa que un modelo vertical y poco democrático podría empezar a ser normalizado entre los países del mundo; el poder norteamericano necesitará una nueva estrategia si quiere prevalecer como el dominante a nivel mundial. Todo al tiempo que los países pobres o de renta media tendrán problemas para recuperarse de la crisis económica profunda que supone el coronavirus. 

Lea además: ¿Cómo puedo ayudar al movimiento "Black Lives Matter" desde Costa Rica?

2.

Radar

Hong Kong: Aquí sucede otro descalabro social. China está aprovechando la pandemia para minar la libertad y erosionar la lucha por la democracia. La policía de Hong Kong prohíbe la vigilia conmemorativa de Tiananmen, citando a Covid-19

3.

Botonetas

Luego de semejante bajón de realidad, les traigo las mejores botonetas del mundo (bueno, las mejores de hoy).

#TV: Qué hay en Netflix y Amazon este mes: junio de 2020. Mi favorito es Queer Eye ¡yaaaaazzzzz guurl! 

#Salud: ¿Cómo lidiar con las noticias que nos estresan? Hay que tomar distancia, entender los hechos y forjarse una opinión lo menos sesgada posible.

#Ciencia: El sábado despegó el primer cohete comercial hacia el espacio. Es un momento histórico emocionante. En julio Nasa enviará una expedición a Marte y esta es la invitación más tierna del mundo (abran el hilo de Twitter). 

Gracias por acompañarnos hoy. Muchos links que les comparto viene en inglés, no duden en activar el traductor de Google, funciona de maravilla. Siempre disponible en trilce@delfino.cr 

Porque el día es corto y la información es mucha. Nosotros resumimos para usted lo más relevante del jornada internacional