FUNDAMENTALISMO RETARDATARIO

¿De qué va la entrevista de hoy?

***

He visto dos ojos morados en mi vida. Uno mío, y otro de una vecina. El mio quedó morado por un accidente de niños escolares, en un descuido me incrustaron un palo de la escoba en el ojo. El de mi vecina fue violencia doméstica.

Recuerdo que cuando crecí, también hubo violencia en mi casa. Vivíamos en un sitio complicado y claro que en el vecindario también se daban estas desgraciadas situaciones.

Una mañana mi mamá salió a socorrer a una vecina que quería ir a poner una denuncia. A la vecina le decían “panadera”, porque junto a su esposo hacían pan. “Panadero” le pegaba a ella.

La casa de panadera era grande y linda. Tenía una puerta independiente de la calle a su habitación, por ahí entramos y con costos ella se apoyó en mi mamá. Cuando se quitó los lentes oscuros vi su ojo morado.

Yo seguro que debí tener ocho o nueve años. Y hasta hoy, es algo que marcó mi vida. Te...